El nuevo centro de Madrid

Por Virginia Fernández.

Madrid tiene todo lo necesario para convertirse en un hub global. En términos económicos, la ciudad crece a un ritmo superior al 3%, lo que hace que internacionalmente el foco esté de nuevo puesto en Madrid. Turistas, inversores y, cada vez más, extranjeros que quieren residir en Madrid se ven atraídos por estas nuevas zonas que garantizan los mejores servicios y las viviendas más atractivas.

El caso del distrito Centro en Madrid es curioso. Es una zona que lleva años inmersa en un proceso de regeneración urbana y que mientras algunas de sus calles ya lo han experimentado, tal y como han hecho otras zonas globales como Brooklyn en Nueva York o Malmö en Suecia, otras parecen más reticentes a dejarse llevar.

Sin embargo, basta con echar un vistazo a principios de siglo para ver cómo el centro de Madrid ha ido evolucionando y modernizándose de forma completamente natural.

Históricamente, la zona delimitada por la calle Alcalá, la Carrera de San Jerónimo, la calle Sevilla y la plaza de Canalejas era el centro financiero de la ciudad, lo que hoy llamamos el CBD (Central Business District). Los principales bancos y aseguradoras tenían allí su sede y la zona era el epicentro económico de la capital. Sabemos que este centro financiero ha ido desplazándose hacia el norte sin embargo, su carácter comercial ha permanecido, siendo ahora una de las zonas comerciales más vibrantes. Gran Vía, la Puerta del Sol y las calles Preciados y Arenal aglutinan buena parte de la oferta comercial.

La propia Puerta del Sol y algunas de sus calles aledañas están inmersas ya en este cambio. La llegada de marcas internacionales instalando sus buques insignia en Sol están por fin poniendo a la plaza en el mapa internacional del retail.

Y, por supuesto, actuaciones urbanísticas como la que se está llevando a cabo en Centro Canalejas Madrid, pondrá la guinda a este proceso, creando un destino único en España que equiparará Madrid al nivel de las capitales globales más cosmopolitas, creando un auténtico hub global. Ocio, restauración, shopping, hotelería y unas residencias únicas harán de la zona el nuevo centro de Madrid.

Email to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn